Aptitud

Cómo lograr un estómago plano en unas pocas semanas


Además del ejercicio, los hábitos alimenticios saludables pueden aplanar la barriga.

El exceso de grasa alrededor de su cintura puede afectar su confianza en sí mismo, especialmente durante los calurosos meses de verano, cuando la ropa parece escasear y la piel se vuelve más visible. Independientemente de cuántas pulgadas o libras desee perder de su sección media, con una estrategia de pérdida de peso de todo el cuerpo que incluye una dieta saludable y ejercicio regular, puede comenzar a ver resultados en solo unas pocas semanas. Además de resultados visibles, también disfrutará de beneficios para la salud; A medida que se reduce la grasa abdominal, también aumenta el riesgo de enfermedades relacionadas con la obesidad, como la hipertensión y el colesterol alto.

1.

Baje de peso gradualmente a razón de media libra a dos libras por semana. Esta tasa de pérdida de peso recomendada por la Red de Información de Control de Peso es segura y mantenible a largo plazo, y no requiere medidas drásticas que puedan afectar su salud y ralentizar el metabolismo. Para lograrlo, cree un déficit semanal de 1,750 a 7,000 calorías a través del ejercicio y la dieta.

2.

Reduzca el tamaño de sus porciones y elija alimentos bajos en grasa para que consuma menos calorías. El American Council on Exercise sugiere reducir sus porciones en un 10 a 15 por ciento, y limitar su consumo de grasas saturadas a un 7 por ciento, y su consumo total de grasas a un 20 a 35 por ciento de las calorías diarias.

3.

Obtenga nutrientes al llenar granos enteros, una variedad de vegetales y frutas, lácteos bajos en grasa y proteínas bajas en grasa. Evite saltear comidas y limite la sal y el alcohol.

4.

Realice ejercicio aeróbico moderado durante 30 minutos, cinco días a la semana para quemar calorías. Ir a correr, utilizar una máquina elíptica, andar en bicicleta, saltar la cuerda o caminar enérgicamente. Mantenga un ritmo durante el cual pueda hablar, pero no cantar.

5.

Incorpora potenciadores cortos y de alta intensidad en tu entrenamiento cardiovascular para que tu cuerpo tenga que trabajar más duro y quemes calorías de manera más eficiente, tanto durante como después de tu entrenamiento. Acelere regularmente a un ritmo vigoroso durante 30 segundos a un minuto, para que no pueda hablar más. Luego disminuya la velocidad a un ritmo moderado durante uno o dos minutos. Repita los intervalos unas cinco veces a lo largo de su entrenamiento.

6.

Entrenamiento de fuerza en dos días no consecutivos a la semana. El entrenamiento de fuerza mantiene y aumenta el tejido muscular. En comparación con la grasa, el músculo quema más calorías para mantenerse; quemas calorías incluso cuando estás sentado o durmiendo. Realice ejercicios combinados y compuestos para que trabaje múltiples músculos a la vez para una estimulación muscular óptima y quema de grasa y calorías. Por ejemplo, realice press de banca, flexiones, filas dobladas y peso muerto, e incluya ejercicios combinados, como estocadas y elevaciones laterales, elevaciones y flexiones de bíceps, sentadillas y prensas aéreas.

7.

Realice ejercicios abdominales si desea tener una barriga bien definida una vez que se reduce el exceso de grasa. A pesar de que no reducen su barriga, los ejercicios abdominales fortalecen y tonifican sus músculos, lo que puede prevenir lesiones, aliviar el dolor de espalda y mejorar su postura, núcleo y rendimiento atlético. Incluya ejercicios como abdominales en bicicleta, abdominales inversos, tablas y elevaciones de rodillas colgantes. Trabaja tus abdominales en días no consecutivos para que tus abdominales tengan tiempo suficiente para recuperarse entre los entrenamientos.

Advertencia

  • Consulte a su médico antes de comenzar una nueva dieta o rutina de ejercicios, especialmente si ha estado inactivo o tiene una afección o lesión de salud.